Jue. Dic 1st, 2022
Compartenos

IAG vuelve a beneficios y gana casi 200 millones de euros hasta septiembre.

IAG, el grupo dueño de Iberia, Vueling y British Airways, vuelve a recuperar el pulso tras la crisis provocada por el Covid y ganó 199 millones hasta septiembre. En el mismo periodo del año pasado las pérdidas habían sido superiores a los 2.600 millones. Aunque ya salió de los números rojos en el segundo trimestre, este resultado se debe a la recuperación de la demanda en verano, que permitió al grupo ganar 853 millones de julio a septiembre, frente a las pérdidas de 574 millones que había tenido el año anterior.

«En el tercer trimestre de este año volvimos a lograr unos resultados sólidos. Todas nuestras aerolíneas fueron significativamente rentables y seguimos observando una fuerte demanda, donde la capacidad y el factor de ocupación continúan recuperándose», ha señalado Luis Gallego, consejero delegado de IAG. Se han recuperado los ingresos precovid, que superaron los 16.000 millones hasta septiembre. Es el triple que hace un año y es gracias al tirón de los ingresos de pasaje, que alcanzaron los 14.000 millones, casi cinco veces más de los obtenidos el año pasado en el mismo periodo.

Iberia logró un beneficio de 246 millones, el 90% del obtenido en 2019, mientras que los ingresos de pasajeros se sitúan ya un 5% por encima de entonces a pesar de que la oferta ha sido menor. Las claves son «la recuperación del tráfico corporativo y y la capacidad de la compañía para adelantarse a otros competidores», según Gallego. En el caso de Vueling, tuvo un beneficio de 259 millones, con una capacidad superior a la que había antes de la pandemia.

Capacidad.

Al igual que los ingresos, los niveles de capacidad también se van acercando ya a las cifras de 2019. La capacidad de transporte de pasajeros en el tercer trimestre fue un 81,1% de la que había entonces y para el cuarto trimestre alcanzará el 87%. En el ejercicio 2022 estará en el 78% de los niveles de 2019 y en el primer trimestre de 2023 será ya del 95%. El grupo logra estas cifras a pesar de las dificultades vividas este verano, sobre todo por British Airways, en el aeropuerto británico de Heathrow por falta de personal. También a pesar de las incertidumbres sobre la economía, la guerra de Ucrania y la crisis energética, que han disparado el precio del combustible.

La recuperación de la demanda de pasajeros ha impulsado las cifras del sector aéreo, que ha atravesado estos dos años la peor crisis de su historia. Air France-KLM también volvió a beneficios. De 232 millones de euros hasta septiembre, frente a los 3.164 millones de euros de pérdidas del mismo periodo de 2021. El jueves la alemana Lufthansa también publicaba sus resultados hasta septiembre, en los que ha alcanzado un beneficio de casi 500 millones y ha recuperado los ingresos.

Por Mel

Deja una respuesta